El hombre que corrompió a Hadleyburg
Mark Twain

Drama , ,

El hombre que corrompió a Hadleyburg

eBook ofrecido por Playster
¡libros ilimitados!

Novela disponible en Español


Para muchos lectores Mark Twain sobrevive apenas como un gran chistoso: son menos quienes saben que el alma de su obra es radicalmente amarga y satírica, y que en ella se acunan ya las características de la vigorosa novelística norteamericana, incluy ...

Puedes comparlo a través de tiendas externas


5€ Gratis en Amazon con Fintonic




Enlaces para su descarga
Nombre: El hombre que corrompió a Hadleyburg


Escrito por: Mark Twain

Traducido por: Beatriz Favieri

Tipo de documento: EPUB   

Tipo: Ficción

Género: Novela

Temas: Drama , ,

Número de páginas: 60

Idioma del fichero: Español

Año de publicación: 1900




SINOPSIS:

Para muchos lectores Mark Twain sobrevive apenas como un gran chistoso: son menos quienes saben que el alma de su obra es radicalmente amarga y satírica, y que en ella se acunan ya las características de la vigorosa novelística norteamericana, incluyendo a cumbres como Bellow, Purdy y Donleavy. Dirigiéndose a Hawthorne, Melville se quejaba de la “acechanza del demonio del dólar”, que lo sometía y lo coartaba. Twain, que llegó a ser muy rico, tampoco dejó de percibir la existencia de ese símbolo-personaje en la historia de su país. El hombre que corrompió a Hardleyburg es un argumento terrorífico que documenta con increíble lucidez el papel del valor monetario en los Estados Unidos de Norteamérica, y es al mismo tiempo una burla al puritanismo superficial que ostentan todavía tragicómicos personajes del mundo entero. Aquí hay un Mark Twain distinto: el que denuncia la corrupción y la venialidad de una sociedad que se manifiesta de una manera pero vive de otra.

CITAS:
  • suponiendo que fuese una mentira... ¿Era eso tan importante? ¿No estamos siempre actuando mentiras? ¿Entonces por qué no decirlas?
  • Nada hay en el mundo como un discurso persuasivo para trastornar los mecanismos mentales, alterar las convicciones y relajar las emociones de una audiencia no habituada a las trampas y los engaños de la oratoria.
  • un pecado adquiere nuevos y reales terrores cuando parece existir una posibilidad de que sea descubierto.





Deja un comentario



Captcha

Información y reglas