El derrumbe de la Segunda República y la guerra civil
Pío Moa

Historia , ,

El derrumbe de la Segunda República y la guerra civil

eBook ofrecido por Playster
¡libros ilimitados!

Ensayo disponible en Español


La guerra civil sigue dando pie a discrepancias en casi todos sus aspectos, desde las cifras de la represión al talento militar de Franco o la intervención extranjera. Pero en el fondo de esas discrepancias yace una cuestión esencial que, en la medid ...

Puedes comparlo a través de tiendas externas


5€ Gratis en Amazon con Fintonic




Enlaces para su descarga
Nombre: El derrumbe de la Segunda República y la guerra civil


Escrito por: Pío Moa

Tipo de documento: EPUB   

Tipo: No Ficción

Género: Ensayo

Temas: Historia , ,

Número de páginas: 682

Idioma del fichero: Español

Año de publicación: 2001

Contiene anotaciones



SINOPSIS:

La guerra civil sigue dando pie a discrepancias en casi todos sus aspectos, desde las cifras de la represión al talento militar de Franco o la intervención extranjera. Pero en el fondo de esas discrepancias yace una cuestión esencial que, en la medida en que sea resuelta, da sentido a unas y priva de relevancia a otras: la cuestión de cuáles fueron las causas de la guerra o, dicho de otra manera, ¿quién empezó? La respuesta parece hoy bastante clara: empezaron el PSOE y la Esquerra, en octubre de 1934.
Enfocando el asunto de otro modo, la pregunta sería: ¿llegó la guerra por una amenaza fascista a la que se vio obligada a resistir la izquierda, o por un peligro revolucionario que la derecha hubo de repeler? Éste es el tema fundamental de este libro. Las tesis aquí desarrolladas enlazan con las expuestas en Los orígenes de la guerra civil española, y tratan de explicar cómo la experiencia de octubre del 34, en vez de vacunar contra un ulterior enfrentamiento, lo acicateó. Si aquella insurrección inició el conflicto civil, se debió a que sus causas no desaparecieron sino que cobraron después fuerza multiplicada. Y lo hicieron hasta el punto de que el clima social, tenso pero no belicoso en 1934, se cargó de odio irreconciliable.




Deja un comentario



Captcha

Información y reglas